domingo, 16 de octubre de 2016

El mercado de divisas. Forex y opciones binarias.

El mercado de divisas es el mercado internacional más grande del mundo. Al hablar de divisas nos referimos a cualquier moneda distinta de la nacional de cada país. Las divisas fluctúan entre sí en función de la oferta y la demanda y gracias a ello podemos operar comprando y vendiendo cantidades de una moneda y pagando con otra. Cuando hay mucha demanda de una moneda, esta se aprecia frente a otra que se deprecia. A este mercado se le conoce como Foreign Exchange Market, o con su abreviatura Forex.
Una de las principales ventajas del Forex es que es un mercado muy líquido y con muchas fluctuaciones que, bien entendidas, se les pueden sacar rentabilidades interesantes en el corto plazo. Es un mundo en el que se recoge rápidamente cualquier noticia o suceso del planeta.

No obstante, se realizan muy pocas operaciones con dinero en efectivo. Es mucho más común invertir a través de otros instrumentos. Por supuesto, además de los clásicos fondos de inversión referenciados a las divisas, existen muchos intermediarios que, no solo ofrecen la posibilidad de operar en este mercado, sino que lo hacen mediante productos apalancados. Esto, como ya sabemos significa actuar con dinero prestado moviendo grandes cantidades por un desembolso mínimo. Un ejemplo de este tipo de corredores es el sitio web FOREX Argentina, que nos ofrecen la posibilidad de especular con el cambio de divisas en Argentina.
Para identificar la moneda de cada país se usan los códigos ISO 4217, que consisten en usar tres letras. Las dos primeras hacen mención al país, y la tercera a la moneda. Por ejemplo:
USD=United States Dollar

Las monedas convertibles de las que disponemos para operar son las siguientes:



Lo que debemos tener en cuenta para decidir en nuestras inversiones es el tipo de cambio. El tipo de cambio es el precio que hay que pagar para comprar monedas de un país con la moneda de otro país. Si por ejemplo nos encontramos con la expresión EUR/USD 1,2540/43 significa que el tipo de cambio para comprar es un euro a cambio 1,2540 dólares. A esto se le llama Bid Price. La moneda expresada en términos unitarios (en este caso el euro) recibe el nombre de moneda base y a la otra se la llama contra moneda. La parte de atrás recibe el nombre de Ask Price y es el precio de venta. En este caso significa que un euro nos lo venderían por 1,2543 dólares. Aunque parezca lioso, es muy sencillo de recordar. Solo hay que entender que si nosotros queremos vender una moneda, el mercado nos la compra al precio más barato de los dos, y si queremos comprarla, nos la vende al precio más caro. 


Aunque el Forex tenga su propia operativa, los productos derivados, tales como opciones binarias y contratos de futuros son una interesante opción para acceder a este mercado debido a la cantidad de estrategias automatizadas que existen hoy en día. Desde que fueron introducidos en 1972 por el Chicago Mercantile Exchange, muchos traders se han visto atraídos por su alta capacidad de apalancamiento y por la posibilidad de poder operar en tiempo real a cualquier hora del dia.  
Desde luego lo mejor para saber si el Forex es o no el producto adecuado para nuestro perfil inversor lo mejor es, como siempre, una adecuada formación en la materia y compartir opiniones con otros traders que ya se hayan movido en este entorno. Así pues, a todos los que habéis tenido algún bagaje en este mundo os invito a comentar y compartir vuestras experiencias con quienes estén pensando en iniciarse.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario