miércoles, 29 de junio de 2016

La estrecha relación entre finanzas y una buena gestión logística

La situación financiera obliga, si cabe aún más, a vigilar todos los aspectos relacionados con las inversiones o la competitividad de las empresas para asegurar un beneficio bien optimizado y reducir pérdidas innecesarias y absurdas. Uno de los aspectos más íntimamente ligados a esta cuestión es la gestión logística.
La logística repercute directamente en la deriva de las empresas por diversos e importantes motivos. El primero de ellos es el coste del servicio, evidentemente, la repercusión económica será un aspecto a vigilar por las empresas, que tendrán que buscar un servicio eficiente y suficientemente capacitado para realizar el trabajo convenido, pero a un precio competitivo y que suponga el menor gasto posible. Habrá que vigilar, también, la organización de los productos, de manera que el gestor logístico tenga la mercancía dispuesta en sus almacenes de manera correcta, relegando a un segundo plano productos en desuso o menos demandados. 


Otro de los aspectos capitales en este asunto es el del embalaje; un embalaje correcto no solo ahorrará costes derivados de problemas, sino que además proporcionará confianza al consumidor, que otorgará una concepción de seguridad y fiabilidad a la empresa emisora del producto muy valorable y distinguida entre los sectores empresariales, que atraerá a otros clientes y hará aumentar las ventas. Hay muchas empresas logísticas que cumplen estos aspectos, por ejemplo, TM2 se dedica a la fabricación de embalajes de madera, los cuales son un medio bastante fiable para proteger al producto de posibles imprevistos y asegurar una entrega correcta y sin incidentes.
Es evidente que las prioridades varían dependiendo del tipo de empresa y del tipo de envíos que esta realiza, intentar categorizar y postular unas normas acerca de modos de embalaje o volumen de inversión en logística para crear una regla general es completamente inútil. Sin embargo, sí podemos –y debemos- teorizar al respecto de qué aspectos de la logística tenemos que potenciar de manera general, como se dijo antes, hallar la proporción perfecta entre inversión y rendimiento logístico es fundamental para cualquier empresa, el servicio debe ser eficiente y no debe ser un gasto superfluo. También es regla básica, aplicable a cualquier empresa, el cuidado del producto, de manera que el gestor logístico se preocupe del estado natural de lo enviado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario